La pasarela peatonal que comunica la zona urbana del SUP 6 con las playas Moncayo y Campo se abrirá en los próximos días

El Alcalde y el concejal de Medio Ambiente visitan el lugar de la actuación y constatan la práctica finalización de los trabajos

- Escrito el 13 marzo, 2018, 10:18 pm
3 mins
El paso alzado tiene una longitud de casi 700 metros  

La pasarela peatonal alzada que comunica las playas del Moncayo y Campo con las urbanizaciones del SUP 6 atravesando la zona dunar y de pinar, quedará abierta en los próximos días. Así lo han constatado el Alcalde de Guardamar, José Luis Sáez, y el concejal de Medio Ambiente, Silvestre García, tras la visita realizada al lugar de la actuación para conocer el estado de los trabajos que están prácticamente terminados. Los responsables municipales recorrieron el paso elevado construido de madera que tiene una longitud de casi 700 metros y una anchura de 2.20 metros. El paso comunica la zona residencial del SUP 6, una pasarela peatonal que salva la carretera nacional 332, y las playas del municipio.

El Alcalde de Guardamar quiso destacar el escaso impacto ambiental de la nueva instalación de madera que está totalmente integrada en el pinar. También el hecho de que al estar elevada y acotada con barandillas, se evitará cualquier tipo de afección hacia el suelo y la vegetación por el trasiego y pisadas de las miles de personas que acceden a las playas todos los años.

Por su parte, el concejal de Medio Ambiente mencionó los beneficios que estos trabajos tendrán para los ciudadanos, tanto para los residentes del SUP 6 como del resto de visitantes de otros puntos de la comarca que llegan a Guardamar para disfrutar, de las playas guardamarencas “un lugar de ensueño y prácticamente salvaje”. Explicó el edil que se trata de unos trabajos que se venían reclamando de manera insistente desde hace más de 8 años tanto por el Ayuntamiento como por los residentes de la zona. “Ahora al fin contamos con esta pasarela accesible para cualquier persona”

La pasarela de acceso a las playas ha sido costeada por el ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, a través de la Dirección General de Costas con una inversión de 257.533 euros. Los trabajos se iniciaron hace unos tres meses.

En estos momentos la empresa adjudicataria de la actuación está procediendo a la retirada de las vallas de protección y del material de madera sobrante de la pasarela.