La Generalitat mejora la seguridad vial de la carretera CV-95 a su paso por San Miguel de Salinas

La Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio iniciará en breve las obras relativas a la mejora de la seguridad vial de la actual intersección de acceso por el Este de la carretera CV?95 a la población de San Miguel de Salinas y de un tramo de su travesía, lo que supone una mejora tanto en la fluidez del tráfico como en la mejora de la seguridad de vehículos y peatones

- Escrito el 13 agosto, 2017, 9:54 am
4 mins

La licitación de la obra, publicada en el DOGV el viernes 11 de agosto, está presupuestada en 1.703.996 euros y el el plazo de ejecución es de 18 meses..

El objeto de la actuación del departamento que dirige María José Salvador, consiste en mejorar las condiciones de circulación y los niveles de seguridad vial de la carretera CV-95 en el acceso Este a San Miguel de Salinas, tramo que soporta en la actualidad un elevado tráfico.

Según informa el director general de Obras Públicas y Movilidad, Carlos Domingo, se van a construir dos glorietas “que hacen de puerta de la travesía, moderando la velocidad de circulación de los vehículos”. Concretamente, una glorieta de acceso por el Este a San Miguel de Salinas y la urbanización “Balcón del Mediterráneo” y la otra en la salida en dirección hacia Torrevieja, con un radio interior 24 metros y 20 metros respectivamente, y ambas con dos carriles de cuatro metros de anchura cada uno y arcenes de 0,50 metros.

Al mismo tiempo se reordenarán de accesos de la travesía dejando sólo incorporaciones o salidas de la vía a derechas. “Además, -ha añadido el director general- se ha previsto la construcción de una mediana central en el tramo que une las dos glorietas y la colocación de dos paradas de autobús con marquesina, así como el ajardinamiento y alumbrado de las glorietas”.

Por otro lado, Domingo ha puntualizado que el Ayuntamiento de San Miguel de Salinas colaborará con la Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio mediante la cesión de los terrenos urbanos o urbanizables necesarios para la construcción de estas obras.

La CV-95

La carretera CV-95 pertenece a la red básica de carreteras de la Generalitat Valenciana, y es la vía que conecta las localidades de Orihuela y San Miguel de Salinas con la costa. Atraviesa el núcleo urbano de San Miguel de Salinas por su lado nordeste y el acceso al centro del municipio se realiza mediante una intersección en “T”, con carriles de aceleración y frenado. El tramo, de unos 350 metros desde esta intersección hacia Torrevieja, está semiurbanizado, contando con una vía de servicio a cada lado y varios accesos directos.

Por otro lado, a unos 100 metros de distancia de la intersección de acceso a San Miguel de Salinas, existe un entronque de un camino agrícola falto de visibilidad, así como una glorieta partida en dirección Torrevieja. “Todo este entramado hace que se catalogue como un tramo de concentración de accidentes (TCA) con dos puntos negros: la actual intersección de acceso al núcleo urbano de San Miguel de Salinas y la glorieta partida, situación que la conselleria pretende resolver para mejorar la seguridad vial de las personas que circulan por este tramo”, ha finalizado el director general.

Los artículos firmados por redacción son aquellos remitidos por terceros para su publicación en el diario digital AQUIenlaVegaBaja.com