Declaradas Bien Mueble de Interés Cultural

La Conselleria incoa el expediente de declaración para 70 campanas de la Comunidad Valenciana, entre las que se encuentran las góticas oriolanas de Monserrate, la Catedral, La Murada y dos de Santiago

- Escrito el 05 junio, 2018, 3:00 pm
7 mins

El municipio de Orihuela está muy cerca de contar con cinco nuevos Bien de Interés Cultural (BIC), que lo situarán a la cabeza de la provincia de Alicante como referencia cultural y artística. La Conselleria de Educación, Investigación, Cultura y Deporte, ha publicado en el BOE la resolución por la que se incoa el expediente de declaración de Bien Mueble de Interés Cultural a favor de 70 campanas góticas de la Comunidad Valenciana, fechadas desde el año 1250.

Entre ellas se encuentran siete de la comarca de la Vega Baja, de las cuales, cinco son de Orihuela. Se trata de la primera gestión o trámite del proceso, pero ya es suficiente para que todas estas campanas queden protegidas a la espera de que se produzca la declaración definitiva.

Extremo cuidado

Según la Ley 4/1998 de 11 de junio del Patrimonio Cultural Valenciano, los bienes de interés cultural valenciano son aquellos que por sus singulares características y relevancia para el patrimonio cultural son objeto de las especiales medidas de protección, divulgación y fomento que se derivan de su declaración como tales. En este caso, la declaración de las campanas será de bienes muebles, por lo que únicamente afectará a las mismas y no a los campanarios ni al resto de elementos.

Las campanas son el único instrumento musical que apenas varía de sonido a lo largo de los siglos. Cualquier cambio de yugo, de badajo o incluso de ubicación en la torre, modifica su sonoridad y puede poner en peligro la misma existencia de la campana. Por ello debe tratarse con extremo cuidado las campanas antiguas, especialmente las anteriores al siglo XVII, aún bastante abundantes en nuestro territorio.

Protección por ley
Se consigue una protección total de estos instrumentos y garantiza su perduración manteniendo su esencia original

Con esta próxima declaración se conseguirá una protección total de estos instrumentos y garantizará su perduración manteniendo su esencia original. “Es muy importante que se produzca esta declaración porque el de las campanas es un patrimonio que generalmente no se tiene en cuenta, y precisamente las más antiguas son las que más precisan de protección”, afirma el arqueólogo municipal de Orihuela y jefe del área de Patrimonio, Emilio Diz.

“Con el paso de los años, las campanas han sufrido vicisitudes de todas las clases, y muchas de ellas se han perdido con el paso del tiempo”, recuerda Diz. Por ello, la puesta en marcha del expediente de declaración de Bien Mueble de Interés Cultural es tan importante para estos instrumentos. Esta iniciativa implica “que, a partir de ahora, las campanas no se pueden modificar, ni se puede hacer ninguna actuación sobre ellas. Cualquier acción que se pretenda realizar y que pueda afectar a las propias campanas, necesitará de la autorización de Conselleria”, agrega.

Inventario
Supone otro logro importante para la protección del patrimonio oriolano

Tras las campañas de inventario realizadas por la dirección general de Cultura y Patrimonio sobre las campanas de nuestro territorio, ha dado como resultado el conocimiento de 70 campanas góticas, fechadas entre 1250 y 1659, siete de ellas en la Vega Baja y cinco en Orihuela. Se trata de magníficas piezas de bronce, con bellas inscripciones y relieves góticos, que han sobrevivido al uso para el que fueron concebidas, que numerosas veces es causa de su rotura y desaparición en décadas recientes.

Para Orihuela supone otro logro importante para la protección de su patrimonio, ya que las cinco campanas que serán protegidas se suman a la protección de BIC de la Enseña del Oriol y del grupo escultórico conocido como La Diablesa, hace ahora justo un año. Son los únicos objetos que cuentan con este grado de protección en el municipio, ya que el resto de BIC, que son muchos, se centran únicamente en edificios monumentales.

Campanas protegidas

Campana Ave María del Santuario de Monserrate. Se ubica en la sacristía, tiene datada su fecha de fundición en el año 1450 y se desconoce su autor. Tiene un diámetro de 26 y un peso de 12,5 kilos. Este santuario cuenta con tres campanas más que se encuentran en sus torres.

Catedral del Salvador. Cuenta con nueve campanas, aunque sólo una, la de horas, recibirá la declaración de BIC. Se desconoce su autor, pero se sabe que se fundió en 1550. Tiene un diámetro de 125 y un peso de 1.131 kilos.

Parroquia de Santiago el Mayor. Ha sido la más beneficiada, con dos de sus seis campanas en este proceso de protección. La mediana, que se encuentra localizada en la sala de campanas, fue fundida en el año 1587 por Christofol de la Torre. Cuenta con un diámetro de 80 y un peso de 296 kilos. La campana de San Jaime también se encuentra en la sala de campanas de la misma parroquia; su autor fue Vicente Roses en 1816 y tiene un diámetro de 121 y un peso de 1.026 kilos.

La quinta campana protegida de Orihuela es la de Santo Domingo de la parroquia de San José en La Murada, que se encuentra en la sala de campanas de esta iglesia. Su autor fue Gaspar Berenguer y su año de fundación 1597. Cuenta con un diámetro de 48 y un peso de 68 kilos.